Prev | Next (1 of 16) Back to thumbnails

  • PARÍS, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • ADLER, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • BEIRUT, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • COPENHAGUE II, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • FÉNIX, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • FREIBURG, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • HOBRO, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • MÜNCHEN I, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2004

  • NEW YORK, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • PADOVA, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • PALACE, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • PALACE, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • RITZ II, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2004

  • VENEZIA, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2005

  • MÜNCHEN II, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2006

  • MI CAMA, serie Journal de Hotel.

    C-Print. 56x64 cm. 2006

JOURNAL DE HOTEL

Journal de Hotel está compuesto por más de 40 fotografías de camas de hoteles de lujo de todo el mundo. Las camas deshechas han sido habitadas por mí durante 2 años. Han sido mis hogares impersonales durante ese periodo de viajes y trabajo. Entre mares de sábanas he soñado, he dormido, he amado, he leído…existen despojos , deshechos de esos momentos depositados descuidadamente entre las almohadas y los edredones. Esas habitaciones pretenciosas han sido mi casa durante un momento de cambios, de estancias fugaces y las he hecho mías a través de mi presencia, aunque antes no existían para mí. Pero también esos lugares íntimos, tamizados por las luces de cama, me han influido, me han afectado como de un sueño se tratara y al despertar quedara la imagen, como su memoria. Así surgió el diario de camas, esos días deshabitados en esos no-lugares que no pertenecen a nadie, pero que al final son tan tuyos como tus propios recuerdos.

Los Hoteles son lugares de paso en los que vive y muere gente; hay muchas leyendas de Hotel. Numerosos personajes dentro de la historia los han elegido para sus celebraciones o para sus suicidios (incluso han decidido el futuro de nuestro mundo en sus habitaciones secretas). Gran parte de la historia inmediata y urgente del mundo se ha escrito desde estos hoteles. Hotel viene del latín hospitalem (habitación para huéspedes). ¿Se puede entender una ciudad sin sus hoteles? El Ritz y el Palace de Madrid conservan aun el perfume de Mata-Hari…

El proyecto comenzó a adquirir cada vez más fuerza cuando esos viajes empezaron a ser modificados para pasar por tal o cual hotel donde sabía que había vivido este artista o rodado tal película. Fueron elegidos porque en ellos palpitó la vida, la historia, el exilio, el amor o el desamor, la alegría, la locura o la traición, la liberación, la fugacidad, la enfermedad, la tragedia…

Pero con el tiempo me di cuenta que esos hoteles me representaban, aparentaban ese momento de mi vida donde reinaba mi impersonalidad. Observaba un mundo de lujos que se abrió ante mí desde fuera. Dentro de ese exterior todo parecía más absurdo. Sin embargo yo estaba dentro de esos decorados y formaba parte de un teatro de apariencias inciertas. Permanecí durante dos años fría ante los acontecimientos a los que me llevaban mis viajes pero los adentraba poco a poco hacia mi mirada y los iba vomitando a través de imágenes, videos, ideas…Ninguna persona quedó después de mis estancias, todos desaparecieron y, sin embargo, sus presencias compusieron parte de lo que soy hoy, de lo que es mi trabajo. Esos lugares, esas personas, el arte que me encontré en ese camino, dejaron los despojos de sí mismos olvidados, como mis objetos sobre las camas, hasta que formaron parte de ellas o hasta que formaron parte de mí.